<!--:es-->25 años para asesino de Lucero
. . . Jeffrey Conroy tuvo máxima pena posible<!--:-->

25 años para asesino de Lucero . . . Jeffrey Conroy tuvo máxima pena posible

RIVERHEAD, Nueva York – Un adolescente de Nueva York acusado de homicidio no premeditado en un delito de intolerancia por la muerte de un inmigrante ecuatoriano fue sentenciado el miércoles a pasar 25 años en prisión.

Jeffrey Conroy, de 19 años, obtuvo la máxima pena posible en su caso. El juez de la corte del condado de Suffolk que emitió el fallo dijo que «la evidencia era contundente».

Se disculpó

Conroy fue declarado culpable el mes pasado de homicidio no premeditado como crimen de intolerancia y otros cargos por la muerte de Marcelo Lucero, ocurrida en noviembre de 2008 en la zona de Long Island de la ciudad.

El joven ofreció una disculpa antes de que el juez de la suprema corte Robert W. Doyle lo sentenciara.

«Estoy realmente arrepentido de lo que le pasó al señor Lucero. Me siento arrepentido por toda la situación y siento pena por lo que tiene que pasar su familia en este momento», dijo Conroy, que comenzó a llorar cuando su abogado leyó en voz alta cartas que pedían misericordia para su cliente.

Hay más implicados

Conroy fue uno de los siete adolescentes implicados en el asesinato, pero hasta ahora ha sido el único que fue llevado a juicio porque objetó los cargos.

La muerte de Lucero motivó una investigación del departamento de Justicia para conocer los delitos por intolerancia que se podrían haber cometido por las tensiones raciales contra los hispanos en Long Island.

«No quiero que esta intolerancia continúe», dijo en la corte el hermano de Lucero, Joselo. «Quiero que mi hermano sepa que sigo luchando por una causa correcta, por los derechos humanos».

Momentos de tensión

Después de que fuera emitida la sentencia, el padre de Conroy gritó un insulto y dijo que su hijo sólo tenía 17 años al momento del ataque.

La vicefiscal de distrito del condado de Suffolk Megan O’Donnell solicitó que se impusiera la máxima pena a Conroy.

Recordó que el adolescente fue arrestado en 2008 por un caso de asalto, pero que fue desechado.

Absuelto de otros cargos

Agregó que también fue sospechoso de destruir neumáticos en una concesionaria pero nunca fue arrestado por ello y que estuvo involucrado en 24 incidentes de indisciplina en la secundaria entre 2006 y 2008.

Conroy tiene tatuados una esvástica y un rayo, que simboliza el poder de la raza blanca, según testimonios rendidos en el juicio.

Fue absuelto de dos cargos de asesinato, incluyendo un cargo por crímenes de intolerancia, pero fue declarado culpable de tres cargos por intento de ataque contra el amigo de Lucero, así como otros dos hombres hispanos antes del asesinato.

Share