Candidatos a la presidencia de México piden firmeza ante los aranceles pero evitar una guerra comercial con EEUU

Candidatos a la presidencia de México piden firmeza ante los aranceles pero evitar una guerra comercial con EEUU

candidatos piden

Luego de que el gobierno del presidente Donald Trump anunciara que Estados Unidos cobrará un arancel de 25% y 10% a la importación de acero y aluminio proveniente de México, y tras la respuesta del gobierno de Peña Nieto al implementar tarifas comerciales a diversos productos estadounidenses en reciprocidad, los candidatos presidenciales mexicanos reaccionaron pidiendo firmeza, pero también que se evitara caer en una guerra comercial.
El primero en emitir una declaración fue el izquierdista Andrés Manuel López Obrador, quien durante un evento de campaña en el estado mexicano de Guanajuato, señaló que el gobierno mexicano no debe iniciar una guerra comercial con Estados Unidos.

“El gobierno de México debe responder con firmeza, y al mismo tiempo no caer en la trampa de la guerra comercial. No meternos a una guerra comercial, porque desgraciadamente está muy endeble nuestra economía, porque estos políticos dejaron de apoyar actividades productivas y tenemos dependencia del extranjero”, afirmo el candidato, quien marcha como favorito en ñas encuestas para las elecciones del 1 de julio.
AMLO, como se le conoce popularmente, explicó que el gobierno mexicano debe buscar el diálogo con Trump, para hacerlo entender que esos aranceles no convienen a la relación entre ambos países, unidos junto a Canadá por el Tratado de Libre Comercio de América del Norte.
“Actuar con firmeza, pero al mismo tiempo mantener las relaciones de comercio con Estados Unidos y para esto es muy importante el diálogo, que no haya ruptura, que no haya guerra comercial, que se busque una salida digna, y que beneficie a los dos países. Hay que hacer entrar en razón a Donald Trump, de que es necesaria la comunicación, la colaboración, para el desarrollo de Estados Unidos y México.
Asimismo, señaló que esto es un llamado de atención para que México logre diversificar sus relaciones comerciales, no depender sólo del intercambio con Estados Unidos y fortalecer el mercado interno.
Por su parte, el candidato oficialista José Antonio Meade celebró la respuesta del gobierno de México y la calificó como clara y contundente “para que se sepa que con México no se juega”.
Meade agregó que la señal que envía México es que “en materia de comercio no nos vamos a dejar”, por lo que se defenderá al mercado y a los trabajadores dijo el abanderado del Partido Revolucionario Institucional (PRI) del presidente Peña Nieto.
En tanto, el candidato del derechista Partido de Acción Nacional (PAN) Ricardo Anaya, señaló que el país debe diversificar sus exportaciones y regresar a los organismos multilaterales para resolver los problemas de aranceles con otros países, en referencia a la Organización Mundial de Comercio en la que suelen dirimirse las diferencias internacionales de este tipo.
El panista señaló que, aunque la situación es grave, “si actuamos con inteligencia y con estrategia, se puede lograr una buena negociación para México del Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN), pues existen condiciones para ello”, afirmó.
Además, Meade también coincidió con sus contrincantes en la necesidad de diversificar las ventas que hace México al exterior, pues tiene una dependencia muy fuerte con Estados Unidos.

Los tres candidatos punteros en la contienda electoral pidieron al presidente Enrique Peña Nieto responder a los aranceles impuestos por Washington al acero y aluminio mexicanos, al tiempo que advirtieron que el país necesita diversificar su comercio exterior.

Share