En qué consiste la propuesta de la Casa Blanca de fusionar  el Departamento de Educación con el de Trabajo

En qué consiste la propuesta de la Casa Blanca de fusionar el Departamento de Educación con el de Trabajo

Propone Casa Blanca

La Casa Blanca está proponiendo que el Departamento de Educación se fusione con el Departamento de Trabajo para formar el Departamento de Educación y la Fuerza Laboral, anunciaron el jueves sus funcionarios.
Es un plan muy llamativo, dado lo poco comunes que son los cambios en el gabinete y la prominencia actual de Betsy DeVos. La actual directora del Departamento de Educación ha resultado ser profundamente impopular con los educadores desde sus audiencias de confirmación el año pasado. Education Week fue el primero en reportar la fusión este miércoles.
Esto es lo que sabemos hasta ahora sobre lo que está pasando y por qué es importante.

La noticia

La administración de Donald Trump anunció una reorganización gubernamental general el jueves, y la fusión de la educación y trabajo es una parte de eso.
El nuevo departamento tendrá cuatro sub agencias principales: K-12; educación superior y desarrollo de la fuerza de trabajo; aplicación; e investigación, evaluación y administración.
La propuesta llega después de que DeVos propusiera adquirir programas del Departamento de Trabajo que tienen que ver con programas educativos para trabajadores adultos desempleados, reintegración de ex prisioneros y jóvenes “que no están en la escuela”, de acuerdo con The New York Times.
Los dos departamentos ya trabajan juntos en algunos programas de educación de adultos y de formación profesional, según the Wall Street Journal. En una entrevista con la Associated Press, el director de la Oficina de Administración y Presupuesto, Mick Mulvaney, dijo que actualmente hay 40 programas diferentes de capacitación laboral distribuidos en 16 agencias. Esta fusión sería un intento de cambiar eso.

DeVos dijo que ella
apoya el plan.
“Esta propuesta hará que el gobierno federal sea más receptivo a la gama completa de necesidades que enfrentan los estudiantes, trabajadores y escuelas estadounidenses. Insto al Congreso a trabajar con la Administración para hacer realidad esta propuesta “, dijo DeVos en un comunicado.
Las implicaciones
para la educación K-12
Hoy, el departamento distribuye dinero de educación K-12 y aplica las leyes de derechos civiles. Es pequeño para una agencia federal: cuenta con solo 3,900 empleados. Pero en un nivel simbólico, fusionar el departamento le restaría énfasis a la educación.
El conjunto existente de oficinas que supervisan la educación K-12 se trasladaría a la nueva agencia, según el documento, que dice que esas oficinas serán “mejoradas” pero no explica cómo.
La Oficina de Derechos Civiles del Departamento de Educación se convertirá en parte de la sub-agencia de “ejecución” del nuevo departamento.
El plan no menciona ningún recorte en la agencia o sus oficinas, aunque DeVos ha propuesto recortes en el pasado.
Por qué puede
que esto no pase
La propuesta requeriría la aprobación del Congreso, lo que probablemente será una batalla difícil. Los intentos anteriores para eliminar el Departamento de Educación en los años 80 y 90 no llegó a ningún lado y tanto los legisladores como los sindicatos se han mostrado escépticos al nuevo plan.
La senadora Patty Murray, la demócrata de mayor rango en el Comité de Trabajo y Educación del Senado, pronunció rápidamente una declaración criticando el plan.
“Demócratas y republicanos en el Congreso rechazaron las propuestas del presidente Trump para desarticular drásticamente las inversiones en educación, atención médica y trabajadores, y él debería esperar el mismo resultado de este último intento de empeorar la labor del Gobierno para las personas a las que sirve”, dijo.

Share