DESDE MI PUNTO DE VISTA – 09 13 2018 –

– Brutalidad Policial
– Imponen cargos de homicidio a la oficial Amber Guyger
– Buen hijo, estudiante, religioso y joven, asi era Botham Jean.
– Roy William sentenciado a 15 años por negligencia policial

La brutalidad policial ha llegado al máximo en la ciudad de Dallas, Texas, con el asesinato en su propia casa de un joven que fue sorprendido a tiros por una enfurecida policía que se equivocó de casa y la emprendió a tiros contra el inquilino.
Lo peor es que durante días, la presunta asesina, una oficial asignada al suroeste de Dallas, no fue molestada, ni aparentemente interrogada y muchos menos arrestada e incluso se le trató de proteger a toda costa para que su crimen quedara impune.
Sin embargo, en esta ocasión el crimen cometido por la Oficial Amber Guyger, fue tan absurdo que logró conmocionar especialmente a la comunidad negra que se ha manifestado frente al Departamento de Policía de la ciudad, para demandar justicia
Líderes afroamericanos y religiosos consideran que se ha cometido un crimen con alevosía y ventaja, un crimen artero contra una persona desarmada, cuyo único delito fue estar en su propia casa descansando, sin saber que una oficial intoxicada y enfurecida había confundido su casa con la de ella.
Botham Jean, un joven estudioso, entregado a la palabra de Dios, que ayudaba a su comunidad, que se distinguía por colaborar en las causas mas nobles, como lo reconocen los pastores de su Iglesia, fue asesinado a tiros sin que nadie sepa los motivos que orillaron a la oficial a matarlo.
Por lo pronto, los Texas Rangers han tomado el caso y han puesto cargos de homicidio a la oficial, la cual se encuentraba en libertad condicional y ahora tendrá que enfrentar el peso de la justicia, una vez que el DPCD la deje a su suerte.
Recientemente la Corte de Dallas sentenció a 15 años de prision a Roy William, ex oficial de Balch Spring por la muerte de un joven estudiante ocurrida en junio del 2017.
En el caso de Amber Guyger hay mucha diferencia en comparacion con Roy Williams, porque el oficial de Balch Spring estaba en fuciones y cometió lo que se ha calificado como homicidio y abuso de autoridad, en cumplimiento a una asignación.
En el caso de Amber Guyger la situación es totalmente diferente por que la oficial se encontraba fuera de servicio y hasta el momento no se sabe a ciencia cierta si se encontraba en estado de ebriedad o intoxicada por alguna sustancia, al momento de cometer el crimen. Lo cierto es que trato de meterse a un departamento que no era el suyo, en un piso que no le correspondía y según versiones gritaba a todo pulmón para que le abrieran la puerta, pensando que alguien se encontraba en el departamento que no era el suyo y cuando Jean entreabrió la puerta, la oficial le cayó a tiros hasta que lo mató, luego se dió cuenta que se había equivocado de departamento y que todo fue un lamentable error.
Claro que la muerte de Botham Jean no es la única que se le reclama al Departamento de Policía de la Ciudad de Dallas, ya que todos saben que los oficiales acostumbran trabajar tiempos extras en bares, cantinas, centros nocturnos, fiestas particulares, quinceañeras, bodas y, fue precisamente en un antro, que Jorge Olguín perdió la vida hace unos días a manos del guardia de seguridad asignado esa noche.
Los familiares de Olguín aseguran que no se ha iniciado una investigacion sobre este crimen y que no se les quiere atender, ni ayudar en su lucha por la justicia, asi que se han unido a los manifestantes para hacer público el dolor que sienten por la muerte de Jorge Olguín
Cabe señalar, que hace dos semanas en Arlington, Texas, un joven afroamericano al que se le detuvo por una parada de tráfico, también fue acribillado a tiros por el oficial que lo paró, luego de que el joven tratara de darse a la fuga.
Según el oficial, disparó en contra del joven porque sintió que su vida estaba en peligro y de acuerdo al video de la cámara que el propio oficial portaba ese día, se puede observar como el joven trato de emprender la huida y fue brutamente baleado por el oficial en servicio.
Obviamente se han documentado muchos abusos por parte de la policía en la ciudad de Dallas, por lo que la gente siente miedo, pánico y mariposas en el estómago cuando una patrulla se pone atrás de nuestro vehículo, como que se ha perdido la confianza en las autoridades policiales que primero disparan y luego averiguan.
En el Condado de Hurts hace unos años fue acribillado un mexicano a manos de la policía de ese condado, un reconocido abogado, de esos que se han hecho ricos “defendiendo mexicanos” tomó el caso y jamás se ha vuelto a saber nada, ojalá un día se informara que se ha hecho justicia, pero ya todo parece haberse olvidado. ¿Qué fácil verdad?.
…y hasta la próxima

Share