EEUU alerta a turistas de viajar a Acapulco

EEUU alerta a turistas de viajar a Acapulco

Alertan Turistas

El gobierno de los Estados Unidos, a través de la Embajada en México, emitió una alerta de viaje para personal de sus consulados y de turistas a Acapulco, Guerrero.
Esto debido a que el Gobierno federal mexicano desarmó a la Policía del municipio, uno de los centros turísticos más importantes, por presuntos nexos con el narcotráfico.
“La Embajada de Estados Unidos recuerda a sus ciudadanos a no viajar a Guerrero, debido al crimen”, dice la advertencia. “Las fuerzas armadas han desarmado a la Policía municipal y se han hecho cargo de las responsabilidades de aplicación de la ley para el municipio hasta nuevo aviso”.
Las autoridades recordaron a sus ciudadanos que ya existe una alerta para Guerrero y otras cuatro entidades mexicanas: Colima, Michoacán, Sinaloa y Tamaulipas.
La Policía del puerto fue desarmada por su presunto nexo con el crimen organizado y el puerto turístico quedo bajo el mando de la Marina y de la Policía Federal.
Luego de detener a dos mandos policiacos municipales y al director de tránsito por sus presuntos nexos con la delincuencia organizada.
Los marinos y los federales detuvieron a los jefe operativos Luis Fernando y Brayan Antonio, acusados por el delito de homicidio calificado, además de capturar al director de Tránsito y Vialidad, Rafael Rivas.

Desarman a policías
de Acapulco por nexos
con el narco

La Policía del otrora paradisíaco puerto de Acapulco fue desarmada por sus presuntos nexos con el crimen organizado y ahora la seguridad quedó bajo el mando de las Fuerzas Armadas como lo son la Marina Nacional y de la Policía Federal.

Luego de detener a dos mandos policiacos municipales y al director de tránsito por sus presuntos nexos con la delincuencia organizada, elementos de ambas instituciones federales tomaron el control de la Secretaría de Seguridad de Acapulco.
Los marinos y los federales detuvieron a los jefe operativos Luis Fernando y Brayan Antonio, acusados por el delito de homicidio calificado. También capturaron en un fraccionamiento al director de Tránsito y Vialidad, Rafael Rivas.
Además tenían retenido al Secretario de Seguridad Max Lorenzo Sedano Romano. El operativo federal se llevó a cabo después de que la alcaldesa electa del Movimiento de Regeneración Nacional (Morena), Adela Román, quien tomará posesión el próximo domingo, denunció que ella y algunos integrantes del nuevo cabildo recibieron amenazas de muerte. Mientras el Vocero del Grupo de Coordinación Guerrero, Roberto Álvarez Heredia, señaló que existen indicios de que esta corporación está infiltrada por el crimen organizado.
Durante el fuerte operativo de las fuerzas federales, los policías municipales fueron desarmados y se les quitaron los chalecos balísticos y aparatos de radio-comunicación. Los agentes estarán bajo vigilancia, además de que serán sometidos a exámenes de evaluación. La acción policiaca se realizó en un contexto de violencia que se registra en las calles de Acapulco por la disputa de los cárteles de la droga que quieren apoderarse del territorio. Las violencia en las calles se ha desatado por enfrentamientos entre los integrantes del cártel Independiente de Acapulco (CIDA), el cártel de los Beltrán Leyva y Cártel de Jalisco Nueva Generación (CJNG), que se disputan la plaza, una de las más importantes del país.
Desde 2017 y a la fecha en el puerto se han reportado mil 500 asesinatos.
Los marinos y militares iniciaron desde la tarde del martes a patrullar la ciudad por tierra y aire. La Embajada de Estados Unidos en México alertó horas después a sus ciudadanos al visitar Acapulco. “Las Fuerzas Armadas han desarmado a la Policía Municipal y han asumido el mando sobre la seguridad y protección del municipio hasta nuevo aviso”, señala la alerta emitida ayer.
El Ejército, la Marina y la Policía estatal, agrega, se encuentran en alerta ante una posible reacción violenta de grupos de la delincuencia organizada.

Share