<!--:es-->Exonera Trife a Peña<!--:-->

Exonera Trife a Peña

Ciudad de México.- A unos días de calificar la elección, el Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación confirmó las resoluciones del Instituto Federal Electoral (IFE) que dejan sin sanción a Enrique Peña Nieto y al PRI por las acusaciones de sobreexposición de espectaculares, encuestas y propaganda encubierta de Televisa.

Los magistrados declararon infundados los recursos de impugnación interpuestos por la coalición Movimiento Progresista, algunos de los cuales forman parte de los principales argumentos en su juicio de inconformidad contra la elección presidencial.

Sin discusión, el pleno del Tribunal aprobó por unanimidad considerar infundado el recurso de apelación al fallo por el que el IFE declaró sin fundamento la queja en contra del PRI, el Gobierno del Estado de México, Peña Nieto, Televisa y otras empresas, por la supuesta adquisición encubierta de tiempo en radio y televisión, así como espacio en revistas.

“Resultan infundados los argumentos a través de los cuales se aduce una aportación parcial de información por parte de Televisa, respecto de los contratos anuales con empresas publicitarias. Esto porque tales argumentos se basan en contratos que, por una parte, ya fueron materia de pronunciamiento por parte de este Tribunal en el recurso de apelación 24 de 2011”, señala el proyecto aprobado.

Asimismo, apuntan que sólo se acredita que el Gobierno mexiquense contrató promocionales vinculados al Informe de Gobierno de Peña Nieto, y de las constancias no se advierten otros elementos que corroboren lo planteado por Movimiento Progresista.

“Se considera que la adquisición de publicidad por parte del Gobierno del Estado de México, previo al nuevo modelo de comunicación social, no implica que ello continuara después de la implementación de la misma, cuestión que es aplicable a la factura de 10 de enero de 2007 que tuvo por concepto los comentarios del periodista Joaquín López Dóriga”, apunta la resolución.

En relación con la entrevista de la conductora Maxine Woodside al candidato denunciado, el Tribunal afirmó que sólo podría evidenciar que sobrepasó los límites del ejercicio periodístico, mas no la existencia de una conducta de publicidad encubierta.

Por otra parte, al discutir un recurso del ciudadano Ricardo Galván, interpuesto contra la resolución del IFE mediante la cual resolvió declarar infundado el procedimiento en contra de GEA, Grupo de Economistas y Asociados, Sociedad Civil; Indagaciones y Soluciones Avanzadas, S.C.; Agencia Digital, S.A. de C.V., y Milenio Diario, el Tribunal confirmó la determinación del órgano electoral.

La magistrada María del Carmen Alanís explicó que Galván denunció que no se detalló a la población la manera como se realizarían las encuestas, y agregó que ni la legislación ni los lineamientos exigen que se detalle la población donde se van a levantar las encuestas, tal y como lo señala el denunciante.

“Lo que establecen el Código y los lineamientos, son una serie de elementos de carácter científico… el IFE lo que estudia es si la casa encuestadora cumple con esos lineamientos científicos, y llega a la conclusión de que sí y que es lo único que exigen la ley y los lineamientos”, dijo Alanís.

El magistrado Manuel González Oropeza añadió que las encuestas fueron cuidadosamente registradas y reguladas por el IFE, y que no hubo posibilidad de que las casas encuestadoras hicieran sus muestreos de manera arbitraria.

Respecto de la supuesta violación de la norma electoral por la sobreexposición de propaganda de Peña Nieto y la colocación de anuncios en lugares prohibidos, los magistrados también dieron la razón al IFE.

“Se tiene como infundado dicho agravio, toda vez que las pruebas ofrecidas por el instituto político quejoso en el procedimiento sancionador primigenio se colige que fueron insuficientes para demostrar la violación denunciada y dado que la facultad investigadora se encuentra acotada a determinadas acciones”, indica el proyecto aprobado.

Share