herencia maldita que dejará Peña Nieto y con la que López Obrador deberá sobrevivir todo su sexenio

herencia maldita que dejará Peña Nieto y con la que López Obrador deberá sobrevivir todo su sexenio

Herencia maldita dejara Peña Nieto

Durante los últimos días se manejó la información en algunos medios de un posible préstamo que habría solicitado el gobierno mexicano a la Comisión de Valores de Estados Unidos; incluso se manejó la cifra de 200 mil millones de pesos.
Estos rumores florecieron en redes sociales como Facebook y Twitter, alimentadas por información que se dio en la columna publicada en El universal por el periodista Ricardo Raphael, titulada “Canallada de EPN contra AMLO”, en la cual refiere que esos 200 mil millones de aumento a la deuda pública del gobierno mexicano se usarían para bonos de salida de los funcionarios actuales, así como para pagar contratos y proveedores amigos.
También la agencia de noticias Reuters publicó que la administración actual registró ante la Comisión de Valores de Estados Unidos una emisión de deuda por hasta 10 mil millones de dólares.
La aclaración de la SHCP
Ante las notas y la indignación que corrió como pólvora en redes por el posible aumento de la deuda pública del país, la Secretaría de Hacienda y Crédito Público, salió a desmentir que la información no era correcta.

José antonio González Anaya, titutar de la dependencia, descartó que el gobierno mexicano haya solicitado un préstamo por 10 mil millones de dólares ante la Comisión de Valores de Estados Unidos.
La SHCP detalló que el documento enviado a la SEC fue una actualización de los bonos soberanos en moneda extranjera del gobierno federal.
“La declaración de registro de México presentada ante la Comisión de Bolsa y Valores, sólo está actualizando la capacidad de emitir valores para el mercado de inversionistas estadounidenses y no implica ninguna oferta de valores del país”. Según Moody´s, Fitch y S&P, México mantiene un registro de calificaciones de A3, BBB+ y BBB+ por su buen comportamiento de deuda al cumplir oportunamente con sus pagos”

La herencia que levantó la indignación

Pero lo que realmente levantó los ánimos en redes fue la noticia de aumento de la deuda de la actual administración, en ese sentido sí hay un dato sin precedencia, al menos durante los últimos 25 años. Este es la herencia de Enrique Peña Nieto al nuevo gobierno de Andrés Manuel López Obrador.
Como sabemos, todos los gobiernos manejan una deuda pública que se mide de acuerdo a su PIB y a su capacidad de pago. En el caso de México, dicha deuda ha aumentado considerablemente en los últimos 25 años.
Por ejemplo, tras los descalabros de los 90, la administración de Vicente Fox asumió una deuda del 19.9% del PIB, en el gobierno de Felipe Calderón alcanzó el 22%, la cual ha ido en aumento durante el sexenio de Peña Nieto de esta manera: ya en 2013 representaba el 36.2% y al finalizar 2017, la deuda está en 47.2 por ciento del PIB, mientras que el Producto Interno Bruno del país ha ido a la baja, de poco más del 3% con Carlos Salinas de Gortari a poco más del 2% en el actual.
Lo anterior representa que se deben destinar mayores recursos sólo al pago de intereses de la deuda para mantener un historial crediticio confiable para los inversionistas. Así el nuevo gobierno de López Obrador deberá funcionar con mucho menos dinero para hacer funcionar el aparato de gobierno, pues la deuda del sector público que recibirá alcanza los 10 billones de pesos (10 millones de millones de pesos), o lo que es lo mismo, 10,000,000,000,000.

Share