<!--:es-->Irrita a China elogio de Bush a Dalai
…El Presidente estadounidense también tuvo palabras para los uigures, musulmanes del noroeste del país asiático<!--:-->

Irrita a China elogio de Bush a Dalai …El Presidente estadounidense también tuvo palabras para los uigures, musulmanes del noroeste del país asiático

Beijing, China.- China reaccionó el martes a las palabras de consideración que tuvo el Presidente estadounidense George W. Bush para el Dalai Lama, diciendo que ningún país debe intervenir en sus asuntos internos.

“Esperamos que algunos países dejen de utilizar la cuestión para injerirse en los asuntos internos de China”, declaró el portavoz del ministerio de Relaciones Exteriores, Liu Jianchao.

“Estados Unidos conoce la posición de China respecto al Tíbet y el Dalai Lama”, el líder espiritual budista de los tibetanos en el exilio, destacó el portavoz.

“Las leyes chinas protegen los derechos religiosos de los ciudadanos, pero no autorizan los actos ilegales y separatistas, que son responsables de problemas sociales”, añadió.

El lunes, al hablar de una ley estadounidense sobre las libertades religiosas, Bush citó a China entre los países en los que el no respeto de esas libertades es un “motivo de especial inquietud”, y saludó “el coraje del Dalai Lama y de los budistas del Tíbet”.

El Presidente estadounidense también tuvo palabras para los uigures, musulmanes del noroeste de China, que “presionan para (ejercer) sus libertades”, y para los cristianos “que frecuentan iglesias subterráneas” clandestinas.

La cuestión del Tíbet provoca fricciones entre Beijing y Washington. Mientras China ve en el Dalai Lama a un peligroso separatista, Estados Unidos considera al líder espiritual de los tibetanos exiliado en India como un modelo de defensa de las libertades.

ELOGIA BUSH AL

DALAI LAMA

Washington DC, Estados Unidos (14 de julio de 2008).- El Presidente estadounidense, George W. Bush, rindió homenaje este lunes al Dalai Lama y los budistas del Tíbet, menos de un mes antes de asistir a la ceremonia de apertura de los Juegos Olímpicos de Beijing.

“Recordamos a quienes buscan la libertad religiosa en China, y honramos a quienes luchan por su libertad, gente como los musulmanes uigures”, dijo Bush al marcar el décimo aniversario de una ley estadounidense para promover la libertad religiosa en el mundo.

“También tuve el honor de reunirme con quienes asisten a iglesias clandestinas en China. Y también honramos el coraje del Dalai Lama y de los budistas del Tíbet”, agregó Bush, quien ha sido duramente criticado por su decisión de asistir a la ceremonia de apertura de los Juegos Olímpicos el 8 de agosto.

Pese a que el Dalai Lama -líder espiritual de Tíbet- se ha manifestado a favor del derecho de China a celebrar los Juegos, una parte de los tibetanos y de sus simpatizantes en el mundo han intentado boicotear la cita para denunciar la represión y la falta de libertadres que, aseguran, sufre la región a manos de Beijing.

Bush dijo este lunes que le había señalado al Presidente chino, Hu Jintao, cuando se reunieron la semana pasada en Japón, que mientras haya quienes luchen por su libertad, Estados Unidos estará con ellos.

Share