Los Cowboys demuestran que están vivos:  excelente triunfo 31-28 sobre los Vikings

Los Cowboys demuestran que están vivos: excelente triunfo 31-28 sobre los Vikings

Excelente

La semana 11 había iniciado con Dallas en el último puesto de la NFC Este. Sin embargo, al estar en la peor división de la NFL en este momento todavía contaban con chances. El próximo jueves tendrá un duelo fundamental frente a Washington, por lo que lo que sucediera esta noche iba a ser muy importante.

El rendimiento fue fantástico desde el principio hasta el final. Es cierto que en el inicio del tercer cuarto los Vikings comenzaron a tomar ritmo en ofensiva, pero un ataque con tantas armas era muy difícil de frenar por completo. Sobre todo para una defensiva que esta temporada tuvo un muy mal nivel. Aunque su rendimiento volvió a ser muy bueno.

Quien debe ser mencionado antes que nadie en esta unidad es Donovan Wilson. El safety ya había demostrado que merecía más snaps por la agresividad con la que juega. Lo único que hizo en Minnesota fue ganarse la titularidad de manera indiscutida. La idea de Mike Nolan era una defensiva que genere intercambios de balón y eso le dio el joven back.

Su primer aporte estuvo en una genialidad. DeMarcus Lawrence le había llegado a Kirk Cousins, pero Wilson fue directo por el balón y se lo arrebató mientras caía. La otra llegó cuando los Vikings buscaban irse al descanso con ventaja. Una recepción de Dalvin Cook que era 1ro y 10 quedó en el olvido porque Wilson causó un fumble tras un golpe al RB.
La ofensiva también merece mucho crédito. Volvieron a demostrar que pueden anotar muchos puntos aunque Dak Prescott no esté. Es para destacar la actuación de Andy Dalton en este aspecto porque estuvo mucho tiempo sin practicar. Esa combinación de inactividad con la mala sensación que había dejado antes era una preocupación.

El quarterback tuvo una intercepción en una zona clave, pero eso no le afectó. Vale decir a su vez que esa fue en realidad una jugada espectacular del linebacker Eric Kendricks. Lo que más esperanza deja de su producción es que se lo vio muy tranquilo. La línea ofensiva le dio una contención muy interesante que incluyó a Zack Martin siendo el tackle derecho.

El juego fue verdaderamente muy entretenido. Esto deja otra buena consecuencia para el futuro de los Cowboys. Pelearon a pesar de que llegaron a estar en desventaja en el último cuarto luego de haber liderado por gran parte. No es un dato menor que un equipo se mantenga compitiendo aunque el ímpetu lo posea el rival.

Una jugada clave puede haber sido la anotación de Tony Pollard porque Minnesota había retomado el liderazgo 21-16. Sin embargo, en la posesión que siguió Dallas respondió con un touchdown de 42 yardas. El corredor se mostró explosivo en esa instancia para llegar a las diagonales ayudado por un gran bloqueo de Noah Brown.
El gran aporte de Pollard no significa que Ezekiel Elliott tuvo un día complejo. Las 103 yardas por tierra son únicamente una parte de la estadística. Elliott estuvo bien en situaciones fundamentales a la vez que promedió 4.9 yardas por intento. Aunque logró sumar además por aire con una anotación de seis yardas.

Aquí es justo añadir algo más que tuvo una influencia notable en el triunfo. El plan de juego fue el correcto. La forma de distribuir jugadas entre los running backs fue correcta. Cuando fueron por aire casi siempre se tomaron decisiones acertadas. El diseño en la conversión de dos puntos fue sencillamente perfecto.

Los receptores abiertos demostraron otra vez que son la constante de la ofensiva. Amari Cooper silenciosamente concluyó con números más que aceptables. El WR consiguió 81 yardas en seis recepciones. CeeDee Lamb no se quedó atrás. Lamb completó acrobáticamente un pase a las diagonales que va directamente a su video de highlights.
Por todo esto es que los Cowboys lograron dar vuelta el marcador con una serie ofensiva final que contó con un 4ta y 6 concretado por Cooper. Esa tarea se completó con una defensiva muy mejorada. Aldon Smith presionó a Cousins efectivamente en cuarta oportunidad para desatar los festejos en ese pase incompleto. El equipo volvió a mostrar que aún está vivo.

Share