Piden unidad ante la demanda republicana para eliminar Acción Diferida en Texas

El líder de los Demócratas México-Americanos (MAD), Roberto Alonzo, llamó a todos los dirigentes y organizaciones pro inmigrantes a unirse y cerrar filas en torno a la amenaza republicana de demandar ante un tribunal texano la suspensión de Acción Diferida (DACA).
Alonzo respondió así a las severas advertencias hechas por el gobernador electo Greg Abbott y su vicegobernador Dan Patrick de que presentarían este miércoles en una corte de Brownsville (Texas) una demanda para eliminar de la entidad el mencionado programa migratorio. DACA fue ampliado el 20 de noviembre pasado por el presidente Barack Obama mediante una orden ejecutiva para conceder una regularización temporal port res años a unos 5 millones de inmigrantes indocumentados.
Patrick incluso amenazó también con utilizar todo su poder político que ahora le otorga su nuevo cargo para derogar en Texas en Acta de Sueño (Dream Act, en inglés), que permite a los estudiantes indocumentados pagar el mismo precio que un residente legal o ciudadano para matricularse en una universidad o colegio comunitario.
“Toda esta política de los líderes republicanos, como Abbott y Patrick, demuestra la verdadera cara antiinmigrante del Partido Republicano y su intención de quitar todos los beneficios a los indocumentados, aunque ésto vaya en contra de los mismos principios y bienestar de los Estados Unidos”, aseveró el político méxicoamericano.
Alonzo pidió por tal motivo a los dirigentes y organizaciones democráticas y pro inmigrantes del Norte de Texas demostrar “su total repudio y condena a ese tipo de actitudes antihumanas y violatorias de nuestras propias leyes y Constitución”.
Según críticos de la demanda, lo que pretenden los republicanos es “atarle las manos” al presidente Obama en el tema migratorio. Pero una de las intenciones del Partido Republicano es, acusaron- tratar de impedir que el mandatario estadunidense suspenda la deportación de millones de indocumentados.
Tanto Abbott como Patrick asumirán sus cargos este enero.
“Lo que quieren los republicanos es no hacer nada por los inmigrantes, pero tampoco quieren que el presidente Obama haga algo”, criticó el líder de MAD.
Roberto Alonzo recordó que hace cuatro años los republicanos bloquearon también el Dream Act en el Congreso federal. Pero dos años después Barack Obama utilizó una orden ejecutiva para aplicar Acción Diferida que otorgaría un permiso temporal de trabajo y suspendería las deportaciones de más de 1.5 millones de estudiantes indocumentados. Hasta la fecha poco más de medio millón de estos jóvenes se han acogido al programa.
En respuesta, el representante republicano por Texas, Lamar Smith, acusó a la Administración Obama de no sólo “ignorar las leyes, sino de no cumplirlas”, ya que –enfatizó- “las ha socavado o cambiando…, incluyendo leyes del cuidado de l salud, inmigración, drogas, y asistencia social”.
Con ese tipo de declaraciones, lo que pretenden los republicanos es “intimidar al Presidente diciendo no puedes, no tienes la autoridad”, señaló el director ejecutivo de America’s Voice, Frank Sharry.
Harry Reid (demócrata de Nevada, líder del Senado federal, acusó a los republicanos de “no querer arreglar nuestro averiado sistema migratorio”. “Lo que pretenden los republicanos es evitar que el Presidente pueda solucionar problemas con facultades que están dentro de su autoridad constitucional para resolver”.
Y remató: “Estas actitudes de los republicanos son irresponsables… y deben buscar resolver problemas en lugar de bloquear el progreso de nuestra nación y hacerle la vida más difícil a la comunidad inmigrante”. “Apoyo firmemente la decisión del Presidente de proteger a los ‘soñadores’ de la deportación”, reiteró.
“No puede ser que (los republicanos) intenten derogar Acción Afirmativa y arrebatarles así a miles de jóvenes que han vivido casi toda su vida en este país la oportunidad de estudiar y tener un mejor futuro, lo que sin duda alguna sería también de gran beneficio para Estados Unidos”, acusó.
El dirigente de MAD aseveró que esa “falsa y doble moral” presentada por los republicanos es contraria a los principios cristianos que tanto pregonan. “Se jactan de amar a su prójimo cuando en verdad siguen mostrando su verdadero sentir antiinmigrante, sin interesarles que destruyen y separan familias que han ayudado al engrandecimiento de los Estados Unidos”, manifestó.

Share