<!--:es-->Reciben una sacudida y LES PINTA SU RAYA<!--:-->

Reciben una sacudida y LES PINTA SU RAYA

La derrota ante León no acabó en el Nou Camp ni pasó desapercibida para el técnico Víctor Manuel Vucetich, quien ayer convocó a todos el plantel de Rayados en el vestidor de El Barrial para darle una llamada de atención.

El DT, el auxiliar técnico Carlos Barra y los jugadores se reunieron por el lapso de una hora en donde se habló del juego del viernes, oportunidad en la que el Monterrey ofreció una de sus más pobres actuaciones.

En la charla no estuvieron presentes los directivos José González Ornelas y Luis Miguel Salvador, quienes permanecieron a un costado del gimnasio.

Con Vucetich como principal orador, el mensaje a los futbolistas fue directo: se remarcaron los errores cometidos, se hizo hincapié en la falta de compromiso y en la necesidad de cambiar la actitud y la imagen del equipo.

«Se puede perder, pero no porque el adversario ponga más ganas y salga más metido», fueron algunas de las palabras que se escucharon en El Barrial, confió una fuente enterada de la reunión.

De hecho, la señal de preocupación se observó de inmediato el viernes tras la derrota en León. No tanto por el 2-0, sino por cómo perdieron. La imagen de frustración e impotencia se pudo observar en el rostro de los jugadores y de Salvador, quienes se fueron en silencio.

Vucetich fue el único que habló post-partido y no puso pretextos. Eso sí, dijo estar preocupado por el bajón del equipo, más allá de la cancha rápida y el impacto de la caída.

Esto lo dijo públicamente y se lo hizo saber a sus dirigidos, quienes reconocieron lo mal que jugaron este último encuentro y, según se supo, se comprometieron ante el DT a revertir la situación el miércoles ante Tijuana.
También se habló de mayor unidad y profesionalismo para tratar de recuperar los valores futbolísticos que el equipo ha perdido.

Tras una hora, los albiazules bajaron a la cancha 1 y comenzaron a realizar ejercicios físicos y de futbol en espacios reducidos, en el que Aldo De Nigris y César Delgado, ambos recuperados de sus lesiones, trabajaron sin problemas con el resto de sus compañeros y hasta se dieron el lujo de anotar varios goles.

Durante el entrenamiento, Ornelas y Salvador dialogaron con Vucetich y con algunos jugadores, aunque los directivos prefirieron dejar en manos del entrenador el manejo de la situación.
Una situación que puede mejorar con un triunfo ante Xolos, pero que en igual medida, también podría complicarse si Rayados repite una actuación como la reciente.

Share